Participación y Comunicación en desarrollo sostenible

El contexto de esta discusión es el de actuaciones destinadas a promover
la transición a la sostenibilidad de territorios concretos. La finalidad
de tales actuaciones, en todos los casos, es mejorar algunas prácticas
de los agentes locales, sean públicos o privados, y esto siempre
necesita su colaboración y su aceptación, es decir, establecer consensos
en torno a nuevas formas de hacer. El proceso implica participar en la
identificación de las nuevas prácticas necesarias y asumir el
compromiso necesario para llegar a la acción.

Todas las experiencias analizadas en el Proyecto DiálogosRB.net han
seguido este recorrido y en todas ellas queda claro el papel y la
necesidad de un proceso de comunicación desde el principio y a lo largo
del desarrollo de la actuación. En ese proceso han jugado un papel
fundamental el grado de confianza establecido entre el equipo de gestión
de la reserva de la biosfera (dinamizador de la iniciativa) y los
agentes locales, y de los agentes entre sí.

Uno de los gestores de las cinco reservas de la biosfera participantes
expresaba el papel de la comunicación en la forma siguiente: “decir que
la comunicación es fundamental es quedarse muy por debajo de la
realidad, consiste en trasladar información, provocar entusiasmo,
movilizar complicidades, aportar formación y apoyo, ayudar a diluir
barreras y un largo etcétera”.

La suma de comunicación y formación ha sido fundamental para activar la
participación en varios de los casos. Las modalidades de participación
son prácticamente específicas de cada una de las experiencias
analizadas, aunque en todas ellas ha seguido a una acción prolongada de
comunicación.

El grado de participación de los agentes sociales refleja directamente
la conexión lograda entre la actuación propuesta y las motivaciones de
dichos agentes, es decir, que vean en la iniciativa una oportunidad para
desplegar sus intereses, expectativas o convicciones. Por supuesto que
las actuaciones de desarrollo sostenible que se han propuesto en las
cinco RBs conectarán bien con las motivaciones de algunos de los agentes
sociales y no con las de otros, pero su éxito radica en que han activado
el interés y la iniciativa de una parte de la sociedad, que se
convierte a su vez en fuerza tractora hacia un modelo más sostenible.

Algunos ejemplos puntuales:
•       Allariz. El 40% de la población ha incorporado la práctica de la
separación de materia orgánica en el domicilio para aportarla a los
compostadores comunitarios situados en las islas instaladas por el
Concello, en menos de un año. Los incentivos previstos (en las tasas de
basura o en el uso particular del compost resultante) son bien aceptados
pero el efecto mayor se debe a la satisfacción personal de estar
participando en algo que se considera bien hecho.
•       En Alto Bernesga, 150 mujeres han sido acreditadas profesionalmente.
También los hombres se han ido sumando al proceso de formación. Han
surgido o se han consolidado numerosas iniciativas empresariales por
parte de mujeres y se ha generado una red civil de promoción del
emprendimiento y ayuda mutua, en torno a la Asociación de empresarios,
que complementa eficazmente los esfuerzos realizados desde la RB.
•       La RB del Montseny ha ampliado sus límites a la extensión completa de
todos los municipios que tienen una parte en el parque natural,
exceptuando uno (por razones muy particulares) y, sobre todo, se ha
consolidado la idea entre los alcaldes y parte de la sociedad civil de
formar parte de un proyecto territorial asumiendo criterios de
sostenibilidad. Los testimonios de algunos agentes privados avalan este
enfoque y se hacen motores del mismo hacia el futuro.
•       En Sierra de las Nieves la respuesta de los agricultores desbordó las
previsiones, con 180 participantes en los cursos de formación y 1.000 ha
sumadas a la línea de cultivo ecológico. En esta experiencia los
resultados del esfuerzo inicial para transformar la agricultura local se
han visto disminuidos, al cabo de los años, por la carencia de medios
para mantener el apoyo que necesita una transformación que es
culturalmente profunda. Es un ejemplo de eficacia en la movilización de
los agentes locales y también de carencias básicas que afectan al ámbito
local en general, especialmente al sector agrícola. De todas formas hay
aspectos a destacar: algunos agricultores ecológicos entrevistados
muestran su intención de seguir esa línea emprendida, por convencimiento
propio y compromiso con la salud, incluso si su producto no se pagara
más caro; la actuación ha dado lugar a la incorporación de jóvenes a la
actividad agrícola procedentes de otros sectores; la proporción de
mujeres participantes es del 16%, pero se ha podido constatar que ellas
participan por decisión expresa no por inercia de una actividad que era
la tradicional.
•       En Lanzarote, el desarrollo de la experiencia del Consejo de la
Reserva de la Biosfera de Lanzarote ha sido paulatino, con un avance muy
laborioso por las particulares circunstancias de la isla. Ese proceso ha
ido impregnando a una parte de los sectores sociales. En los últimos
cinco años ha extendido su incidencia a las políticas municipales a
través de implicar a técnicos y responsables de los municipios.

Esta presentación tiene por finalidad estimular las aportaciones de
todos los interesados en torno al proceso de
Participación y Comunicación para el desarrollo sostenible,
desde su experiencia y sus intereses, tanto para aportar sus propios
conocimientos como para demandar aclaraciones por parte de los demás,
aportar información, hacer preguntas o plantear reflexiones.

La experiencia colectiva es siempre superior a la individual.

¡Esperamos tus comentarios!

 

Compártelo en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Una Respuesta a Participación y Comunicación en desarrollo sostenible

  1. Uxío Otero dijo:

    Obviamente, los dos temas presentados (participación y gobernanza) están íntimamente unidos y no pueden (ni deben) ser separados.
    La participación sincera (implicada) solo se consigue cuando el tema tratado atañe a los/as agentes, pero además, éstos se sienten realmente afectados por el tema o bien lo entienden como algo propio.
    Si se llega a conseguir esto, el siguiente paso, la gobernanza, viene dado, pues la implicación ya la tenemos. De ahí mi opinión de que ambos temas deben ser tratados de forma similar.
    En cuanto a conseguir la participación, el trabajo puerta a puerta es fundamental, pero para que dé resultado, la formación de las personas que realicen esta extensión tiene que ser adecuada, deben conocer muy bien el tema a tratar, pero también tener un conocimineto grande la gente de la zona. Sería ideal que este trabajo lo llevaran a cabo personas residentes en el entorno (no siempre ocurre esto con muchos agentes implicados/as). Y sobre todo, en estas visitas iniciales, además de plantear los argumentos que allí nos lleven, es fundamental lo contrario, es decir, escuchar las opiniones sobre el tema, y para ello es necesario ser capaces de provocar una respuesta sincera. Eso se consigue con tiempo y, desde luego, también con sinceridad. Que se note que las opiniones de nuestros interlocutores importan.
    Una vez realizado este trabajo puerta a puerta, sería el momento de estudiar esos argumentos que nos han dado, pues muchos de ellos podrán ser rebatidos pero a lo mejor otros nos llevan a modificar nuestro discurso y/o a darnos cuenta de aspectos no tenidos en cuenta.
    Pasaríamos luego a la siguiente fase en la comunicación, realizarla ya de forma asmblearia, por aldeas o pueblos, Ya hemos hablado previamente con todas esas personas y nos han expuesto sus argumentos de forma individual. Ha habido tiempo para que todo el mundo reflexionara sobre el tema, lo comentaran, etc. Es el momento de hacerlo público con posibilidad de llegar a acuerdos, pues las cosas estarán más o menos reflexionadas.
    Y en caso de que a partir de estas asambleas se decida ir adelante con cualquier proyecto, la comunicación debe ser mantenida constantemente. Esto es algo prioritario. Cómo van las cosas, en qué fase estamos, etc. Incluso abrir la posibilidad de cambiar decisiones previas si nuevas circunstancias percibidas en el entorno así lo aconsejan.
    En fin, quizá la comunicación sea una de las partes del proyecto a la que no se le dedica mucha atención pero que precisa de importantes recursos, en tiempo y en presupuesto para llevarla a cabo.
    Para acabar, solo comentar que esto no son más que ideas a matizar por todas las personas participantes en este foro.
    Muchas gracias y saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *